Denuncian un tratado secreto de EE.UU., “el más dañino jamás” creado para la salud

Print Friendly, PDF & Email

“¡Los seres humanos antes que los beneficios!”, decían las consignas de una manifestación que se celebró el martes pasado en Salt Lake City enfrente del Grand American Hotel, donde alrededor de 120 personas se reunieron para protestar contra el Tratado sobre la Asociación Transpacífica (TPP, por sus siglas en inglés).

Mientras los manifestantes marchaban bajo la lluvia, cantando y agitando sus pancartas, en el interior del mismo hotel los negociadores se reunían por primera vez desde que WikiLeaks publicara el borrador de unos capítulos del TPP sobre la propiedad intelectual la semana pasada.

El acuerdo, que se lleva discutiendo en secreto varios años, quiere impulsar el comercio entre los 12 países participantes (EE.UU., Japón, México, Canadá, Australia, Malasia, Chile, Singapur, Perú, Vietnam, Nueva Zelanda y Brunéi) con perspectivas de extenderse a la mitad del planeta, y todavía está en desarrollo. En el borrador filtrado por WikiLeaks los funcionarios estadounidenses proponían el fortalecimiento y el alargamiento de las patentes farmacéuticas, y la eliminación de las leyes internacionales diseñadas para mantener los medicamentos asequibles.

De acuerdo con el documento filtrado, EE.UU. está presionando para extender la protección del monopolio por el estiramiento de las patentes de medicamentos de 20 años hasta al menos 25. La propuesta también permite a las empresas farmacéuticas patentar nuevas formulaciones de medicamentos existentes, lo cual permite a una compañía mantener los derechos exclusivos de una droga durante años.

Según se espera, las negociaciones serán concluidas a finales de 2013. Unas 600 empresas, entre ellas WalMart y Monsanto, se han unido a las conversaciones como ‘asesores comerciales’. Los defensores globales de la salud alertan que el acuerdo comercial es “el más dañino jamás alcanzado” para la salud pública, y en particular para los medicamentos asequibles.

“Esto es una traición terrible de la promesa americana de la libertad, de la igualdad, de un gobierno que no esté controlado por la tiranía de unos pocos”, dijo el exalcalde de Salt Lake City Rocky Anderson, que habló en el mitin. Esto no es un “gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo”.

Hace unas semanas una organización lanzó un proyecto que invita a hacer donaciones para que WikiLeaks pueda sacar a la luz el Tratado sobre la Asociación Transpacífica de EE.UU., un pacto que “afectaría a miles de millones de personas de todo el mundo”.

This entry was posted in Artículos, TLCs and tagged , , , , . Bookmark the permalink.

Comments are closed.