Francia considera prohibir Tor y el wifi público – La mirada del replicante

1984-big-brother

Tras los atentados terroristas de París, el gobierno francés estaría considerando tomar medidas para restringir el uso de Wi-Fi público y el acceso a la red de anonimato Tor, durante la declaración de estado de emergencia, ampliando las capacidades que ya tienen las fuerzas de seguridad de ese país en estos momentos, por ejemplo a la hora de restringir las manifestaciones y el movimiento de las personas, llevar a cabo registros sin orden judicial, el control de medios de comunicación o la ampliación de los tiempos de detención.

Según nos comentan en el diario Le Monde,  El Departamento de Libertades Públicas y Asuntos Jurídicos (DLPAJ) que depende del Ministerio de Interior, está preparando dos proyectos de Ley –uno sobre el estado de emergencia y otro sobre la lucha contra el terrorismo– que se podría presentar a principios de 2016, en el que se recogen varias sugerencias por parte de la policía francesa que quieren “beneficiarse de la última tecnología para combinar los datos disponibles y permitir el intercambio de información”

Se propone por ejemplo prohibir el uso de conexiones WiFi públicas “bajo pena de sanciones penales” debido a la dificultad de identificar a las personas conectadas.

La red de anonimato Tor utilizada por hacktivistas de todo el mundo, también se vería bloqueada si fuera necesario aplicar dichas leyes, así como las aplicaciones VoIP (Skype o WhatsApp, por ej), que estarían obligadas a proporcionar las claves de cifrado o facilitar puertas traseras para identificar a sus clientes (y ya supongo que lo siguiente sería ir por la mensajería cifrada, como puedo ser el caso de Signal)

Es curioso que no existe ninguna constancia de que los terroristas utilizaran ninguna de estas tecnologías –por lo que he leído eran mas de Facebook, que de la dark web…– pero eso no parece importar demasiado a los halcones de la vigilancia masiva, que con el tema de la seguridad enseguida encuentran una buena excusa para reducir las libertades.

Esperemos que al final no se apruebe la ley en dichos términos –aunque con la ultraderecha del Frente Nacional en auge, quien sabe amigos– y el bloqueo de Tor no se lleve a cabo, algo que situaría a Francia en este tema, al nivel de países como China, Iran, Uzbekistan o Turquía.

En todo caso si eres debianita, torrorista o simplemente te gusta llevar el ordenador cifrado cuando vas de viaje, en especial a París, es posible que a la Gendarmerie le apetezca tener unas palabras contigo, en alguna de las terminales del Charles de Gaulle.

Imagen | David Blackwell (CC BY-ND 2.0)

This entry was posted in Artículos, DD.HH.. Bookmark the permalink.

Comments are closed.