Bitcoin, Movimiento Open Source para un futuro descentralizado (I)

Print Friendly, PDF & Email

Bitcoin concept

por Nozomi Hayase

La fuerza disruptiva que esta innovación aporta a los sistemas existentes es enorme. Desde potencialmente reemplazar la industria de las remesas para empoderar a los servicios bancarios, aquellos cuyas monedas están estrechamente controladas y estan sujetos a la hiperinflación, el mundo está empezando a ver sus efectos en el ámbito financiero. Esta capacidad de Bitcoin para transformar la sociedad está atrayendo a los activistas y ciudadanos del mundo dedicados a la promoción de la igualdad y de un mundo más justo. En particular, la capacidad de confianza descentralizada del blockchain para construir una plataforma verdaderamente peer-to-peer para las transacciones es una fuerza muy poderosa para aquellos que buscan aplanar el actual sistema jerárquico que favorece a los oligarcas en el uno por ciento que tienen en sus manos las palancas de poder.

Sin embargo, como con cualquier nuevo invento en su fase temprana, muchos siguen siendo escépticos y reacios a ponerse detrás de esta tecnología. Piden un examen más crítico de Bitcoin como moneda digital. Un argumento gira en las desigualdades incrustadas en el diseño de la moneda que crean cierto privilegio alrededor de los primeros usuarios. El argumento es que Bitcoin es centralizado; que aproximadamente la mitad de todos los bitcoins pertenecen a alrededor de 927 personas. De ser cierto, esto pone a la mitad de la moneda Bitcoin del mundo en manos de una décima parte de un por ciento de todas las cuentas. El Washington Post publicó un artículo titulado, “Olvídate del 1 por ciento. En el mundo Bitcoin, la mitad de la riqueza pertenece al 0,1 por ciento”. Llamó la aparente desigualdad de Bitcoin y destacó la brecha entre los que poseen Bitcoin y los que no lo hacen.

Toda nueva tecnología necesita tiempo para su adopción generalizada y en el principio, es inevitable que la base de usuarios y la innovación son relativamente pequeñas. Esto es especialmente cierto con Bitcoin. En comparación con la situación en sus primeras etapas, la adopción ahora se está moviendo muy rápidamente. Dicho esto, lo que se encuentra debajo de esta preocupación por el desequilibrio entre los usuarios parece ser el temor de que los primeros usuarios podrían terminar reemplazando el actual 1% de la oligarquía de Wall Street y Goldman Sachs y sería simplemente reciclar el viejo orden mundial de ladrón – baron del capitalismo. Entonces surge la pregunta, ¿podría el potencial revolucionario de Bitcoin verse ensombrecido por este escollo, o peor aún convertirse en una herramienta más para las fuerzas neoliberales? Al involucrar esta pregunta, podemos profundizar nuestra comprensión de la genialidad y el potencial revolucionario de esta innovación.

Tal vez la moneda ideal en la mente de algunos de los que critican el diseño percibido del de la desigualdad en Bitcoin, es que podría traer todas sus características positivas sin crear los llamados “early adopters”. Para que esto ocurra, sería necesario preminar (recabar) y distribuir a todas las personas por igual sin dejar de lograr que el poder masivo de hash sea necesario para asegurar el sistema de cualquier fuerza externa determinada en secuestrar o comprometer la moneda. Todo esto suena muy bien, pero en la práctica, ¿quien tiene los recursos para ponerlo en marcha y llevarlo a ese punto?

Este tipo de esfuerzos podrían ser alcanzados a escala local y más pequeñas, como Auroracoin en Islandia, a pesar de que se informó de que el experimento se tropezó con problemas en su diseño que causaron una dramática caída en el valor. Además de la vulnerabilidad de hashing del blockchain con una moneda más pequeña, la cuestión más amplia queda sobre la forma de impugnar efectivamente al actual cártel mundial de instituciones financieras occidentales que tienen en los últimos años han socavado la soberanía de las comunidades locales y destruido países enteros a través de limitar el acceso a redes de pago, la servidumbre por deudas, la búsqueda de rentas y la impresión de dinero. ¿Cómo es posible crear una moneda común que conecte a las personas en todo el mundo de una manera verdaderamente peer-to-peer sin que se intermedie o secuestre por una red de patrocinio de los estados y de banqueros corporativos que roban regularmente los bienes comunes y actuan en contra de los intereses de las personas?

Suscríbete a nuestro boletín y únete a nuestros 296 suscriptores.

This entry was posted in Artículos, Blockchain. Bookmark the permalink.

Comments are closed.