Artículos DD.HH. Sociedad Tecnología

El caso de Nido.org: ¿Qué es y cómo defenderse ante el acoso virtual?

Print Friendly, PDF & Email

El caso se viralizó velozmente estos días, al circular imágenes de supuestas violaciones bajo el efecto de la burundanga o acuerdos para el secuestro de mujeres en Temuco. Incluso se vinculó a la página con el crimen de Fernanda Maciel, lo cual se desmiente por un fallo en la edición de la imagen intervenida.

La situación causó justificada alarma, pero como medio queremos aportar antecedentes que ayuden a desenmascarar a estos sitios de alto contenido machista y misógino. La citada web es un image board, es decir, un sitio donde cualquiera puede subir imágenes y participar de los foros sin necesidad incluso de registro. Es por ello que es de fácil rastreo, siendo incluso identificado el administrador de la página. Nido copia el formato de la norteamericana 4chan y su primera versión fue 6chan, eliminada al ser vinculada con pornografía infantil.

Si bien la web está hoy caída y la dirección redirige a un grupo de Telegram y no a la interfaz principal, es cierto que el sitio sí difundía imágenes de mujeres jóvenes (incluso menores de edad) que eran extraídas desde las redes sociales de las víctimas. En algunos casos los usuarios “aportaban” imágenes desde sus registros personales (supuestas ex parejas), siendo esto un “mérito” celebrado por los más de 14.000 miembros del foro (además de los más de 4.000 integrantes de su grupo de Telegram, al cual se accede sin invitación). La IP desde la cual se sube el sitio está registrado en Estados Unidos.

¿Cómo pueden existir estos sitios sin que se pueda intervenir a nivel gubernamental? La ONG Derechos Digitales le comentó al sitio FayerWayer que “las legislaciones están atrasadas para considerar conductas que se dan en el mundo digital; nuestro sistema legal, en cuanto a las tipificaciones de los ilícitos, es poco sensible. Las mujeres que reciben estos ataques, ven alterada su tranquilidad en su vida física, porque no hay una claridad si las amenazas pasen a un correlato físico. Generalmente se minimiza la relevancia de estas conductas y no se investigan hasta que haya alguna evidencia de que se traspase al mundo físico”.

¿Cómo prevenir y denunciar?

El origen de este fenómeno es sin dudas el contexto patriarcal en el que vivimos. Pero también este caso es un llamado de alerta para cuidar los datos personales que se difunden a través de las redes sociales. Lugares de residencia, estudio o trabajo son fácilmente rastreables a través de facebook o instagram, los cuales al estar en modo “público”, permiten conseguir información personal, lugares o rutas comunes que frecuentan las personas, además de acceder a los contactos más cercanos.

En Chile contamos con la web acoso.online, que orienta para reportar plataformas web como Nido, informa de las leyes que protegen a las víctimas y enseña qué se debe hacer para acudir a la Justicia si se es víctima de acoso. Además, es bueno viralizar recomendaciones como la siguiente:

Fuente

Please follow and like us: